Saltear al contenido principal

Enfermedad y Familia

La aparición de una enfermedad es un hecho imprevisible dentro de la evolución de las personas. Su presencia en un miembro de la familia vulnera la seguridad en ellos mismos, dado que pone de manifiesto su estado de fragilidad.

Las reacciones, de los miembros de la familia y entorno significativo, pueden ser múltiples y tendrá que ver con el estilo familiar, es decir, con la forma en que cada uno, de manera particular, afronta las situaciones complejas y las crisis. Asimismo, tendrá relación con el pronóstico -influencias sociales y culturales-, del significado que el enfermo y la familia le dé a la enfermedad y sus creencias.

El hecho de asumir que una persona es un ser único e irrepetible; que puede articular diferentes formas de sentir, conocer y también existir, provoca distintas maneras de manifestar miedos y de ajustarse y readaptarse a la situación por la que atraviesan. Por lo tanto, el enfermo como ser único e irrepetible, motiva la realización de una evaluación e intervención individual.

En muchas ocasiones, la familia, también con un fuerte impacto emocional, se siente en un estado de “indefensión” ante la realidad de un ser querido enfermo. Este impacto de la enfermedad terminal sobre el ambiente familiar puede tomar distintos aspectos según los factores predominantes que pueden estar tanto en relación con la enfermedad misma como en relación con el entorno social o circunstancia de vida del enfermo. Es por ello, que el acompañamiento familiar, debe favorecer el poner en juego todos los recursos materiales y simbólicos acumulados por las familias. Ello permitirá desplegar estrategias que las familias hallen como parte de la construcción del proceso de enfermedad que se encuentran transitando.
(Torrado, S. “Familia y diferenciación social. Cuestiones de método”. EUDEBA. 2006 ).

Lic. Paula Olaizola
Trabajadora Social

Esta entrada tiene un comentario
  1. Muchas gracias por esta breve reflexión, así como la de Shirley, y también alabar a Dios por el adelanto de la construcción, por el premio recibido, en fin, por toda la hermosa página. Jesús Misericordioso los bendiga, por intercesión de María salud de los enfermos y de la beata Teresa de Calcuta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *