Saltear al contenido principal

Informe de la XIII Jornada de Bioética

Más de 170 personas se inscribieron para participar el sábado 11 de junio de la XIII Jornada de Bioética organizada por la Comisión de Bioética Padre José Kentenich cuyo tema fue Cuestiones Bioéticas en torno al matrimonio, realidad natural y construcción social en tensión.

La coordinación estuvo a cargo del matrimonio del Dr. Cristian Viaggio y la Sra. Betina Canale de Viaggio y las palabras de bienvenida a cargo de la Hna. Elisa Monachesi, Superiora del Instituto Secular de Schoenstatt, Hermanas de María.

Monseñor Luís Stöckler, Obispo de la Diócesis de Quilmes, bendijo este día de reflexión y se refirió a las Jornadas afirmando “Para mí es una alegría, que estas Jornadas, que han comenzado ya antes que yo asumiera la responsabilidad en la Diócesis de Quilmes, hayan seguido anualmente hasta el día de hoy y que no hayan perdido su importancia. El tema que eligieron esta vez ha tomado en nuestra querida Argentina una actualidad, ya que como cristianos debemos dar nuestro aporte porque no podemos callar lo que está pasando en nuestra sociedad…La palabra nuestra no debe faltar, y cuando nuestra digo nuestra, no me refiero a los Obispos sino a los cristianos que se comprometen como ciudadanos y que no pueden callar sus convicciones profundas…no estamos defendiendo una verdad de la fe, sino el primer libro de la naturaleza que Dios ha escrito y que nosotros , iluminados por su Palabra, debemos entender.”

A continuación, se leyó la declaración del Senado de la Nación Argentina que envió la Senadora Liliana Negre de Alonso, s. 906/11 del 1-06-2011 la cual dice:

“El Senado de la Nación declara su adhesión a la XIII Jornada de Bioética sobre “Cuestiones Bioéticas en torno al matrimonio. Realidad natural y construcción social en tensión”, la cual tendrá lugar el día 11 de junio de 2011 en la Provincia de Buenos Aires, por ser la misma un importante foro a favor del fortalecimiento de la familia y de la vida que de ella surge.”

La Hermana Elena Lugo, miembro del Instituto Secular de Schoenstatt y miembro de la Pontifica Academia para la Vida, abrió la Jornada con el tema: Los elementos constitutivos del matrimonio en peligro, señalando la necesidad de la fundamentación de la relación hombre – mujer en la naturaleza humana como criterio inteligible y normativo. A su vez, señaló los desafíos a los cuales el matrimonio está expuesto cuando se separa mecánicamente la persona de su naturaleza, que se convierte en un mero proceso biológico; por otro lado , se reduce a la persona a una libertad individualista que queda identificada con el deseo y reduce la intimidad matrimonial a preferencias sin criterio objetivo.

A continuación, se desarrolló el panel titulado Ruptura de la institución matrimonial. El Dr. Siro de Martini, Abogado y Profesor de Filosofía del Derecho, señaló el trasfondo marxista que sostiene el feminismo radical, que es el que sustenta la ideología de género, destacando la interpretación de la relación varón- mujer en términos de conflicto, cuyo desencadenante sería la opresión de la mujer debido a su maternidad. Para superar esta opresión se recurre al género que anula las diferencias y fomenta las relaciones sexuales estériles, sean homosexuales o recurriendo a las técnicas de fertilización asistida que demuestran el dominio de la mujer sobre su propia sexualidad sin necesidad del varón.

El Padre Rubén Revello, Director del Instituto de Bioética de la UCA, abordó el tema El desafío del pansexualismo en la unidad y fecundidad del matrimonio. Para explicar el auge contemporáneo del subjetivismo y la permisibilidad moral, se refirió a Paul Ricoeur quien designó a Nietzche, Marx y Freud como los pensadores de la sospecha, explicando cómo Nietzche conduce a dudar sobre la existencia y providencia divina, Marx, a dudar de la convivencia humana y Freud, a dudar de la integridad de la propia persona; en conjunto, estas tres sospechas conducen al hombre contemporáneo a refugiarse en la propia vitalidad y en sus impulsos. Esto es lo que acompaña que lo sexual sea la dinámica fundamental excesivamente difundida por los medios de comunicación.

El Dr. Gabriel Limodio, Decano de la Facultad de Derecho de la UCA, presentó El matrimonio como pacto construido socialmente y la respuesta de la ley natural. Mostró que el Derecho debe sustentarse en la ley natural. En el contexto postmoderno, el derecho positivista se independiza del orden natural e intenta promover por consenso social modelos alternos de matrimonio. Se olvida que el matrimonio, en cuanto hecho natural, es la base del derecho y no a la inversa: que el derecho pretende decretar lo que puede hacer el matrimonio.

En la tarde, se presentó un panel titulado Visión orgánica del matrimonio. En primer lugar el Dr. Antonio Lagioia y la Dra. María Marta Alcayata de Lagioia, ex presidentes del Secretariado para la Familia de la arquidiócesis de Buenos Aires, disertaron sobre Varón y mujer, originalidad y complementación de los sexos. El nosotros como unidad creativa del amor matrimonial. La referencia a la teología del cuerpo de Juan Pablo II inspiró esta reflexión y confirmó que la persona, como ser encarnado y sexuado, representa por naturaleza un anhelo de ser regalo y entrega en amor recíproco y complementario. De esta forma, expusieron la verdad plena y la profunda bondad del amor como reflejo del esplendor divino.

El matrimonio del Ing. Rodolfo Concia y de la Lic. Asprella de Concia, matrimonio Superior del Instituto de familias de Schoenstatt, en su presentación titulada Matrimonio sacramento, misterio de Alianza, ofrecieron una reflexión acerca de la espiritualidad mariana que hace realidad la Alianza matrimonial a la luz de la Alianza de amor, centro de la espiritualidad de Schoenstatt.

En conjunto, los matrimonios mostraron que una pedagogía del amor matrimonial responde al cultivo de las virtudes, sustentadas en la dignidad inherente de las personas.

Para finalizar, la Hna. Elena Lugo, clausuró la Jornada con su presentación titulada: La ternura, alma de la dignidad y creatividad del matrimonio. En esta presentación, reafirmó la armonía entre naturaleza humana y la persona que conciente y libremente educa sus impulsos cultivando el pudor y la castidad como virtudes; así el matrimonio se abre a la gracia del sacramento. Mostró la dinámica del amor, que si bien comienza en el sentimiento, evoluciona hacia una felicidad centrada en la presencia del otro, pero que culmina en la ternura, que es la virtud de reverencia ante la persona amada, vista como un regalo de Dios y que invita a la entrega.

La reflexión final destacó el interés que se ha despertado por profundizar el sentido profundo del matrimonio, lo cual incluye crecer en la conciencia de ser signo de contradicción.

Hna. Virginia Perera
Lic. en Teología
Asesora de la Comisión de Bioética Padre José Kentenich

Esta entrada tiene un comentario
  1. Hermoso el artículo de la Hermana Virginia. Cristian y Betina en la coordinación, las palabras de la Hermana Elisa, las del Obispo Stöckler, la adhesión de Liliana Negre de Alonso. Y el temario que versa sobre el Matrimonio, al cual San Pablo llama “Sacramento grande”.
    De paso, amigos del HOSPICE, recen para que en septiembre podamos tener en Mendoza a la Hermana Lugo y también a Cristian.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *